Archivo de la etiqueta: galicia

Combarro

Ya he hablado otras veces sobre Combarro y nunca me canso. Es siempre mi primera escapada cuando regreso a Galicia, una mañana de paseo y pulpo.

Combarro es mágico y cautivador, y más aún en esta época del año sin turistas y prácticamente sin nadie más que los propios habitantes del lugar.

En Combarro la tradición pesquera y mariscadora se mezcla inevitablemente con la agrícola gracias a esos hórreos a pie de mar, esa construcción tan típicamente gallega que consigue crear aquí un monumento natural a la arquitectura popular.

Combarro es posiblemente el casco histórico más pequeño de Galicia y Conjunto Histórico desde 1972. Tienes que perderte por sus callejuelas para meterte plenamente en esas sensaciones que provocan sus pequeñas casas de piedra, sus cruceiros y sus caminos que terminan en el mar.

Hay rincones que aunque quieran tener encanto no lo consiguen mientras que otros, sin proponérselo, lo son por el simple discurrir de la vida. Los habitantes de Combarro nunca quisieron hacer de su pueblo algo especial, ni mucho menos convertirlo en centro de visitas turísticas, ellos sólo querían vivir en su pueblo, por eso levantaron sus casas como pudieron, aprovechando la zona rocosa que quedaba junto al mar sin ocupar los escasos terrenos que dejaban para la agricultura. Así es como nació la leyenda de Combarro, los hórreos están casi en el mar para no quitar terrenos de cultivo.

Hoy en día se contabilizan una treintena de estos hórreos, muchos para un lugar tan pequeño como Combarro, y crean una especie de muralla desde el mar que hace que destaquen sobre todo lo demás, lo veas desde donde lo veas.

La marea baja cobra especial encanto aquí en Combarro, no sé como describirlo, hay que vivirlo, esas algas, esas barcas sobre la arena, ese olor a mar viva… Además, con un poco de suerte, verás a las mariscadoras a pleno rendimiento :).

Pese a que la agricultura y la pesca siguen siendo parte fundamental de la economía de la villa, es indudable que el turismo ha dado un gran empujón a su desarrollo sin por ello cargarse el espíritu ancestral que sigue teniendo. La mayoría de bajos han sido reconvertidos bien en bares-restaurantes bien en tiendas de productos de la tierra y recuerdos (por favor, que dejen de vender de una vez esas meigas :S). Y aún así se come de lujo, es un sitio ideal para comer pescados y mariscos frescos con vistas a la ría.

Eso sí, en temporada alta pierde mucho encanto, hay tanta gente que se hace insoportable, mucho… si podéis, id cuando no haya nadie :P, es punto imprescindible en cualquier viaje organizado a Galicia, todos pasan por Combarro.

Y antes de regresar al hogar materno para comer… un buen aperitivo, que me lo merezco 😛

Península do Barbanza: Catoira, Corrubedo y el Castro de Baroña

Nos vamos al otro lado del país. Mes de marzo, durante mi último viaje a Galicia :). Día típicamente lluvioso con el encanto que la lluvia solo tiene en mi tierra :). Nos vamos de excursión a la Península do Barbanza, entre las rías de Muros y Noia al norte y la de Arousa al sur, una ruta que me encanta.


Ver mapa más grande

Torres Vikingas de Catoira

¡Qué recuerdos de aquella acampada con los colegas! Corría el año 1997 cuando nos vinimos a vivir de lleno la Romería Vikinga

La población de Catoira se sitúa en el interior de la ría de Arousa, en la desembocadura del río Ulla. Su importancia radicaba en ser la puerta de entrada hacia Santiago de Compostela desde el mar, por lo que su puerto tuvo cierta importancia en la Edad Media, de hecho, según la leyenda, a través del Ulla llegaron a Santiago los restos del Apóstol.


Alfonso III manda construir en el s.IX (sí, nueve) una fortaleza defensiva con el objeto de detener los ataques normandos y sarracenos que tienen como objetivo saquear Santiago. De aquella antigua fortificación de siete torres quedan hoy en día estas dos como testigo de más de mil años de historia.


Catoira celebra el primer domingo de agosto la Romería Vikinga en la que rememora uno de esos ataques y la defensa que la población de ciudad hace de la misma expulsando a los vikingos, una excusa como cualquier otra para dar buena cuenta del vino y los mejillones que se regalan… mi recuerdo me dice que tienes que luchar por ellos dada la avalancha de gente :P.

Al lado mismo de las torres y ya en la ría se encuentra fondeado durante todo el año la réplica del drakkar utilizado para la invasión durante la romería, construido siguiendo los planos enviados desde Dinamarca de uno similar. Una imagen curiosa en el s.XXI.

Praia do Vilar

Pasando Ribeira y subiendo hacia la ría de Muros y Noia nos encontramos con esta playa enclavada en el paraje natural de las Dunas de Corrubedo, una playa encantadora en verano pero espectacular en invierno.

Me parece un fastuoso espectáculo de naturaleza virgen el conjunto formado por la playa y todo su entorno, nos quedamos un buen rato pese a la llovizna ya que la belleza de las vistas invitaba a relajarse contemplando el mar.

Corrubedo

Finalmente continuamos hasta Corrubedo, un pequeño pueblo marinero que aún conserva cierto encanto, y digo aún porque, como en casi toda Galicia, poco a poco lo van perdiendo sin remedio.


Como era la hora de comer acudimos al Restaurante Taberna O Secreto, aceptable, ni bueno ni malo. El servicio agradable, eso sí, estábamos solos en el local :P. La carta escasa, pero como nos indicaron amablemente, en invierno, y más con el mal tiempo que había hecho este año, cumplen con lo justo, solo en verano se puede disfrutar de su totalidad. Nos pareció un un poco caro para lo que es Corrubedo y el propio restaurante, pero la comida cumple, sobre todo el pescado fresco.

Nuestro menú consistió en pulpo (muy escasa la ración para su precio), navajas (muy buenas y abundante la ración) y lubina a la plancha, cara pero espectacular. No es para ir a propósito pero si estás por la zona es un sitio decente.

Dunas de Corrubedo

Llegamos a las Dunas de Corrubedo, ¡cuantos recuerdos también de excursiones del colegio siendo niño!…

Pero cómo han cambiado las cosas también :P, ahora es una zona totalmente protegida, terminantemente prohibido salirse del camino y ni hablar de subir a las dunas como hacíamos antaño para dejarnos rodar duna abajo… En serio, incluso hay vigilantes y la multa es de las gordas.

Es un sitio idílico que me encanta, no lo puedo negar. Al otro lado de las dunas se encuentra la continuación de la Praia do Vilar, no sé como se llegará ahora, recuerdo que antes se cruzaban las dunas.


La duna es la más grande del noroeste peninsular, 1km de largo por 200-300m de ancho y 20m de altura.

La zona protegida dispone además de un lago de agua dulce y otro de agua salada.


Faro de Corrubedo

Si hay algo que me encanta después de los castillos son los faros, no dejo pasar la oportunidad de visitar alguno siempre que puedo.

Desde el faro se tienen unas vistas asombrosas de la costa, sobre todo en un día de mal tiempo como era este, con el mar azuzando con fuerza.

Castro de Baroña

Finalmente continuando hacia Porto do Son llegamos a uno de mis sitios preferidos, el Castro de Baroña. Al llegar a la parroquia de Baroña veremos a mano izquierda un solitario bar restaurante con un desvío, lo tomamos y dejamos ahí mismo el coche. Bajando por el monte siguiendo nuestro instinto y los propios caminos llegamos a esta paradisíaca visión.

Una pequeña península rocosa unida solamente por un estrecho istmo arenoso se convierte en uno de los mejores ejemplos de la cultura castreña, aquella civilización que surge por la evolución y adaptación de los primeros pobladores celtas y que los romanos se encargaron de aplastar.


Me encanta este sitio. Lo primero que te llama la atención son las enormes murallas defensivas que colocaron para defender el único punto débil del poblado, el propio istmo, ya que el resto del islote está rodeado de acantilados. Probablemente alcanzó su esplendor entre los siglos Ia.c. y I d.c.

Parece mentira que algo así se haya descubierto en 1933, ¿como es que nadie lo había visto antes? 😛 Imagino que estaría muy cubierto de arena y vegetación, pero de ahí a ocultarlo… Hoy es Patrimonio Histórico-Artístico.



Aquí terminamos la excursión del día, felices y contentos tras haber disfrutado enormemente con la ruta, es mágica, esa mezcla de historia y naturaleza…

De Cabo Ortegal a Praia das Catedrais (Verano 2009 II)

O lo que es lo mismo, la costa norte de Galicia. Dedicado especialmente a José Luis :).

En el primer capítulo referente a las vacaciones os hablé del sur/suroeste de Galicia. Hoy subimos al norte pare recorrerlo de punta a punta.

Me han acusado (;)) de no escribir casi nada en el primer artículo, ¡pero si nadie lo lee, sólo veis fotos!, así que haré un pequeño esfuerzo para compensar :P.

Cervo

Nuestro destino era el pequeño pueblo de Cervo, a escasos 30 kilómetros de Viveiro, donde nos alojamos en Anatur Hotel Rústico. La situación es idílica, con un río justo delante de la terraza donde desayunábamos a diario. La pareja que lo lleva, encantadores, nos hicieron sentir en todo momento como si estuviéramos en nuestra casa. Sin duda alguna es un lugar para repetir.

Si por algo es conocido Cervo es por ser la cuna de la cerámica de Sargadelos (que no Sagardelos 😉 ). Sólo un poquito más arriba de Cervo nos encontramos la fábrica nueva y y subiendo un poco más las ruinas de lo que fue el origen del imperio, la industria siderúrgica (y no la loza) allá por el s.XVIII. El Marqués de Sargadelos llegaría a ser uno de los hombres más ricos e influyentes del país. Al lado mismo se encuentra el Paseo dos Namorados.

En el mismo Cervo había un restaurante que recomiendan bastante por Internet y que también nos indicaron en Anatur, Restaurante Pousada O Almacén, así que alli nos dirigimos a comer el primer día. La verdad, yo no lo recomendaría, ni la comida estaba espectacular ni mucho menos la relación calidad/precio. Incluso me atrevería a decir que el entrecot no era todo lo fresco que debiera, en todo caso nada que destacar, un lugar muy normalito. El menú:

Pulpo a la gallega

t_IMG_6035

Chocos en su tinta

t_IMG_6032

Entrecot de ternera

t_IMG_6036

San Ciprian

Saliendo de Cervo en busca de costa llegamos directamente a San Cibrán, donde ya su faro y la costa nos avisan de lo que nos encontraremos a medida que avancemos hacia el oeste.

t_DSC_0107t_DSC_0106

Viveiro

Continuando hacia el oeste nos acercamos a Viveiro. Nosotros nos desviamos antes de llegar por la Praia de Area para subir a Monte Faro desde donde tenemos una vista espectacular de la ría de Viveiro.

t_DSC_0096t_DSC_0095

Nos hubiera gustado disfrutar mucho más de Viveiro pero íbamos con los días justos. Me quedé con las ganas de subir a San Roque y al Pozo da Ferida y que el día estuviese algo más despejado.

Estuvimos dando una vuelta por el centro del pueblo (en plenas fiestas patronales) y nos acercamos a la Praia de Covas para buscar algo de cenar. No suelo recomendar pizzerias, pero Pizzabur resultó ser un sitio perfecto alejado de las típicas franquicias. Mucha gente local (por algo será) nos empujaron a entrar y no nos arrepentimos, bien para lo que es (pizza y comida rápida) pero muy barato para lo que estamos acostumbrados.

Estaca de Bares

Siguiendo una vez más hacia el oeste pasando O Vicedo y O Barqueiro (paradas casi obligatorias también donde por cierto se come de lujo) llegamos a Estaca de Bares, el punto más septentrional de la Península Ibérica desde donde comenzamos a divisar los acantilados que nos acompañarán durante el resto del viaje.

t_DSC_0120

t_DSC_0124t_DSC_0123

Un poco más abajo del cabo existe un pequeño hotel de ensueño, Semáforo de Bares, ubicado en una antigua base de la marina española y rodeado por el mar. Cuenta con el mérito de ser el hotel situado más al norte de España. Íbamos a alojarnos en él pero ya estaba lleno cuando llamamos, y es que tiene muy pocas habitaciones, si estás interesado en alojarte en él debes reservarlo con tiempo. Total, aprovechamos para tomar una cañita en la terraza rodeados de esas impresionantes vistas.

t_DSC_0118t_DSC_0113

Porto de Bares

Desde el Semáforo de Bares bajamos al pequeñísimo pero encantador pueblo de Bares, en la misma península, y aprovecharnos para pegarnos un baño fresquito :).

t_DSC_0127

Para comer acudimos allí mismo, en el puerto de Bares, a Restaurante La Marina, ya que habíamos oído hablar bastante bien de él, pero otra vez volvimos a salir medio descontentos. De nuevo ni la relación calidad/precio es satisfactoria ni los platos están especialmente buenos.

Nécoras

Estaban bastante buenas, pero nada de baratas, por la zona hay sitios con marisco a mucho mejor precio.

t_IMG_6069

Chipirones a la plancha

Aquí debiera decir que estaba horriblemente malos y fatalmente fritos, pero no lo diré 😛 .

t_IMG_6068

Mejillones

Son muy agradecidos, nunca defraudan 😛

t_IMG_6067

Navajas

He de reconocer que estaban buenas, aquí si que no hay queja.

t_IMG_6066

En su defensa diré que los percebes que tenían eran de infarto, de esos que se dice «como puños» y esta vez sí que tenían un buen precio para ser percebes, que ya de por sí no son baratos. La especialidad de la casa era arroz con bogavante, pero no sólo no me pareció barato si no que la cara de la mayoría de mesas cuando les sacaban la cuenta era todo un poema. Supongo que querían hacer su agosto en… agosto :P.

Cabo Ortegal

Salimos de Bares dirección Ortigueira y continuamos hacia Cariño para llegar a Cabo Ortegal. Ojo a la bajada porque parece que te vas a caer al mar, entre lo empinada que es y que el final es un pequeño muro…, en la foto a penas se aprecia.

t_DSC_0167t_DSC_0154

Desde aquí podemos apreciar los acantilados más altos de la Europa continental, son los que se ven al otro lado de los que se ven en la costa, los acantilados de Cedeira, lástima que no llegásemos, me queda pendiente. Toda esta zona es la cuna por excelencia del percebe, no dejes de probarlos :).

t_DSC_0166 t_DSC_0159

Ortigueira

De vuelta hacia Viveiro hacemos parada técnica en Ortigueira, famosa por su Festival Intercéltico. Me pasé los últimos años que viví en Galicia deseando ir pero finalmente sigue siendo una asignatura pendiente. Quizás cuando me jubile (;)).

t_DSC_0172

Castro de Fazouro (Foz)

Ahora nos movemos al este de Cervo, hacia Asturias. Nuestra primera parada es en Foz, en un antiguo asentamiento de hace alrededor de 2000 años, no está muy claro cuanto. Hay unas 9 viviendas excavadas y la entrada está rodeada de un foso, dando al mar por el otro lado. Posiblemente en su origen tuvo una muralla defensiva hoy desaparecida.

t_DSC_0183 t_DSC_0182

Está curioso sí, pero nada del otro mundo si has visto otros como el de Santa Tecla o el de Baroña.

Praia de As Catedrais

Y llegamos al punto culminante de la ruta por el norte de Galicia, la Praia de As Catedrais justo antes de Ribadeo, la joya de la corona de la Mariña lucense tal y como atestiguan los miles de turistas que allí había y que convertían la visita en algo bastante incómodo, es lo que tiene agosto, qué le vamos a hacer.

t_DSC_0265La Praia de As Catedráis debe visitarse con marea baja o no verás nada, así que es muy importante saber la hora a la que debes acudir, la hora de bajamar obviamente. A la gente del Mediterráneo le resulta curioso y extraño eso de las mareas, pero sí, existen, y en este caso es muy importante estar pendiente de ella para aprovechar la visita. La marea cambia cada seis horas, así que en algún momento de la mañana o de la tarde podrás acceder. La gente de Protección Civil vigila permanentemente los accesos para evitar que la gente se quede atrapada con la subida de la marea, no es ninguna broma, van abriendo y cerrando los accesos a medida que baja y sube.

t_DSC_0329

Entre el ayuntamiento de Barreiros y el de Ribadeo se encuentra una retahíla continua de arenales cada cual más idílico que el anterior que desembocan en As Catedrais. Si algún día existió el paraíso, estaba aquí :P. Las caprichosas formas de las rocas de esta playa no son más que el fruto de la casualidad del mar rompiendo contra la costa. Sí, el mar rompe contra la costa en… toda la costa :P, pero aquí lo hace de manera especial.

No me enrollo más y os dejo con las fotos con marea baja, creo que sobran más comentarios, he intentado hacer una pequeña selección pero no he podido :).

t_DSC_0319 t_DSC_0317 t_DSC_0314 t_DSC_0313 t_DSC_0312 t_DSC_0304 t_DSC_0293 t_DSC_0290 t_DSC_0280 t_DSC_0278 t_DSC_0277 t_DSC_0275 t_DSC_0270 t_DSC_0249 t_DSC_0246 t_DSC_0243 t_DSC_0238

Veamos ahora el cambio con marea alta. Fijaos bien en el color del agua, ¿Caribe? no, Galicia :P. Se ve exactamente lo mismo que veíamos anteriormente pero sólo un par de horas antes.

t_DSC_0190t_DSC_0233t_DSC_0234t_DSC_0220t_DSC_0217t_DSC_0216t_DSC_0198t_DSC_0197t_DSC_0196

Final del segundo capítulo. En el tercero y último nos vamos a Asturiaaaas patria queridaaaa…. 😉

Pontevedra, Combarro, Santiago, playas y los Cañones del Sil (Verano 2009 I)

Vale, sí, llega con algo de retraso, pero os aseguro que no tiene desperdicio :).

Dividiré el viaje en tres capítulos que se corresponden más o menos con las tres zonas que visitamos. En el primero nos movemos en el entorno de Pontevedra y sur de Galicia y vamos de visita a los Cañones del Sil y el Monasterio de San Estevo.

Combarro

DSC_0001DSC_0002

Como casi todos los años, las vacaciones comenzaron dando un paseo matutino por Combarro y atacando a una ración de pulpo en uno de los muchos bares del pueblo, normalmente siempre lo hago en el primero de todos los de la plaza principal, en la esquina, me gusta ese sitio pero no sé como se llama :P.IMG_5774

Ruinas de Santo Domingo, Pontevedra

Tarde de paseo por la ciudad con mis sobrinas. Nos adentramos en las Ruinas de Santo Domingo.

t_IMG_5867t_IMG_5859

t_IMG_5866 t_IMG_5857t_IMG_5854 t_IMG_5843

Santiago de Compostela

Volviendo de Laxe de pasar el día con unos amigos, hacemos parada técnica en Santiago de Compostela. Impresionante, nunca deja de sorprenderme, de noche más aún.

DSC_0072

Aprovecho, además, para estrenar de manera oficial la cámara réflex y hacer mis primeros pinitos…

DSC_0066 DSC_0062 DSC_0060

Santiago es un lugar que enamora, perderse por sus calles y plazas es perderse en la historia y el tiempo.

DSC_0049 DSC_0039

Praia de A Pregueira

Tras dejar el coche en el taller por tercera vez por problemas eléctricos, día de playa en A Pregueira, cerca de A Lanzada. Comenzamos con un bañito, comida en el chiringuito y más bañitos. Calamares, churrasco y chorizos criollos.

IMG_5892

Y terminamos con el espectacular atardecer con la Illa de Ons dominando el horizonte…t_IMG_5926

t_IMG_5919IMG_5905

…hasta que el sol se esconde.

t_IMG_5922t_IMG_5928

t_IMG_5935

Praia de Aguete

Si de pegarnos un baño por la mañana para volver a comer a casa hablamos, la elección es, sin lugar a dudas, Aguete, en Marín. Recogida, de arena blanquísima, agua transparente y, como no, un buen bar al lado :).

Todo ello después de recoger el coche y soltar 500euros del alternador… ¡qué bien sienta algo así en plenas vacaciones!

t_IMG_5949

Illa de Arousa

Tarde de playa y excursiones en a Illa de Arousa, desconocida e impresionante por igual.

En la parte norte de la isla encontramos el faro convertido en cafetería  y su entorno.

DSC_00090 t_IMG_5968

DSC_0024

Un poco más abajo nos metemos de lleno en uno de esos tradicionales pueblos pesqueros de los que ya quedan pocos en Galicia. A Illa todavía mantiene, pese al turismo, ese toque marinero que lo hace encantador. Aquí se come increíblemente bien y barato.

DSC_0053

Al sur de la isla se encuentra CarreirónParque Natural y Reserva Natural. Playas, marismas, bosques… impresionante, seguramente lo más desconocido de la isla. Eso sí, cuidado con los mosquitos…

DSC_0076DSC_0073

Y el atardecer en A Illa de Arousa, simplemente espectacular.DSC_0083DSC_0081t_IMG_5989

Cambados

De vuelta hacia Pontevedra, parada técnica en Cambados para cenar en A Casa da Leña un año después. Variado de embutidos y quesos, chipirones y zorza :).

t_IMG_6009 t_IMG_6008 t_IMG_6007

Monasterio de San Estevo de Ribas de Sil

Nuestros paseos por el sur de Galicia terminaron en la Ribeira Sacra, concretamente en el Monasterio de San Estevo, hoy convertido en Parador Nacional. No tenía ni idea de que había sido restaurado, cosas del exilio :P, pero me pareció impresionante… impresionantemente apartado del mundo civilizado quería decir :), y es que para llegar allí tienes casi que hacer rally por esas carreteras.

t_DSC_0021 t_DSC_0016 t_DSC_0014

Pero os aseguro que vale la pena el viaje, ya no sólo por el monasterio en sí mismo, que es increíble, sino por el entorno prilegiado y las vistas. Todo es espectacular. Lástima que en el Monasterio sólo dejen visitar el claustro, el resto es «sólo para huéspedes» :P.

t_DSC_0006

Sólo un par de días después de pasar por allí nos enteramos que el diario británico Daily Telegraph acababa de elegirlo como uno de los cuatro mejores monasterios reconvertidos a hotel del mundo mundial, casi nada… y aquí, al lado de casa como quien dice.

t_IMG_6012

Cañones del Sil

Desde el Monasterio de San Estevo nos metemos de lleno en la Ribeira Sacra, la zona donde el río Sil confluye con el Miño creando un magnífico entorno de desfiladeros. Podemos recorrer la zona en catamarán, un paseo de un par de horas. La verdad es que esperaba bastante más, pero aún así resulta interesante.

t_DSC_0072

Si os fijáis un poco en la siguiente foto veréis  los viñedos en las laderas de la cuenca del río y abajo de todo una barca, y es que éste es el único medio para llegar a estas cepas. ¿Os imagináis cómo tiene que ser la vendimia? La característica humedad de la cuenca y el sol dan a los vinos de la Ribeira Sacra ese toque especial que los hace inconfundibles.

t_DSC_0070t_DSC_0029Con esto finalizamos la primera parte de nuestras vacaciones de verano. Mañana nos vamos hacia el norte de Galicia, no os lo perdáis :P.

Centro de Sistemas de la Xunta de Galicia, las cosas bien hechas

Hace algo más de un mes recibí un email de Marcos avisándome que no podía enviar emails a cuentas del dominio xunta.es, a los diez días le venían rebotados con un error de conexión. Hasta entonces siempre había funcionado bien, pero llevaban ya unos días con el problema. Haciendo una análisis detallado desde el servidor obteníamos lo siguiente:

[osus@lerez ~]# dig xunta.es
; <<>> DiG 9.3.4-P1 <<>> xunta.es
;; global options: printcmd
;; connection timed out; no servers could be reached

[osus@lerez ~]# dig @85.91.64.171 xunta.es
; <<>> DiG 9.3.4-P1 <<>> @85.91.64.171 xunta.es
; (1 server found)
;; global options: printcmd
;; connection timed out; no servers could be reached

[osus@lerez ~]# dig @85.91.64.172 xunta.es
; <<>> DiG 9.3.4-P1 <<>> @85.91.64.172 xunta.es
; (1 server found)
;; global options:  printcmd
;; connection timed out; no servers could be reached

[osus@lerez ~]# ping 85.91.64.171
PING 85.91.64.171 (85.91.64.171) 56(84) bytes of data.
64 bytes from 85.91.64.171: icmp_seq=1 ttl=45 time=184 ms
--- 85.91.64.171 ping statistics ---
1 packets transmitted, 1 received, 0% packet loss, time 0ms
rtt min/avg/max/mdev = 184.025/184.025/184.025/0.000 ms

[osus@lerez ~]# ping 85.91.64.172
PING 85.91.64.172 (85.91.64.172) 56(84) bytes of data.
64 bytes from 85.91.64.172: icmp_seq=1 ttl=45 time=173 ms
-- 85.91.64.172 ping statistics ---
2 packets transmitted, 1 received, 50% packet loss, time 1000ms
rtt min/avg/max/mdev = 173.111/173.111/173.111/0.000 ms

[osus@lerez ~]# telnet 85.91.64.172 53
Trying 85.91.64.172...
Connected to 85.91.64.172 (85.91.64.172).
Escape character is '^]'.
Connection closed by foreign host.

Donde 85.91.64.171 y 85.91.64.172 son los servidores DNS de xunta.es.

Como se puede ver en el resultado de las pruebas, conectividad con los servidores DNS sí que había, respondían al ping, no había ningún tipo de bloqueo, sin embargo el servidor DNS no aceptaba nuestras solicitudes, con lo cual no podíamos resolver ningún host de xunta.es. Era ése precisamente el error que reportaba nuestro MTA cuando devolvía los emails, no se ha encontrado el servidor de destino (como no podía resolver los servidores MX asumía que el dominio no existía).

Decido entonces ponerme en contacto con el centro de sistemas y el primer mensaje no se me ocurre otra cosa que escribirlo con una cuenta desde la misma máquina que fallaba. Me llegó devuelto a los diez días tal como acabo de describir, pero me sirvió para ver con mis propios ojos el problema. Volví a escribir con una cuenta de otra máquina explicándoles el problema y las pruebas que os he copiado.

En un primer momento me contestan que, tras abrir una incidencia con el centro de gestión de red,  no tienen ningún problema de conectividad y que deberíamos tener acceso.

Abrín incidencia co centro de xestión de rede da Xunta de Galicia, e dinme que en principio non debería haber ningún problema co acceso ó noso servidor dende a vosa ip, polo que deberíades poder enviar sen problemas.

Entre otras cosas me indican, además, que haga una prueba de acceso al servidor de correo. Obviamente no han entendido bien que el problema es sólamente la resolución DNS, el resto funciona correctamente.

El 23 de noviembre vuelvo a escribirles explicando que el problema no es la conectividad, es sólo la resolución DNS y que al no poder resolver estamos cerrando a nuestra máquina cualquier host de xunta.es, adjuntando de nuevo las pruebas realizadas.

Unos días después me contestan que han hecho algunos cambios en sus DNS, que comprobemos si ya funciona, pero sigue sin hacerlo y así se lo hago saber el 1 de diciembre y les indico además, por si quieren hacer pruebas, el entorno (sistema operativo, versión de bind…).

10 días despues me contestan, atención:

Non me olvidei do voso problema co dns da Xunta… Simplemente comentarche que escalei a incidencia ó Centro de Xestión de Rede e como non me respostaran onte volvín a enviarlle a consulta e dinme que están preparando un escenario para reproducir o voso problema, porque en principio non hai ningún filtro no dns que impida que unha ip como a vosa realice consultas ó dns… Creo que van montar unha máquina cunha ip como a vosa para facer probas, mantereite informado dos progresos nas súas probas.

Es decir, que escalaron de nuevo la incidencia al centro de gestión de red y que, como no encontraban ningún problema,  iban a replicar nuestro entorno con nuestra misma IP para probar y ver in situ la situación.

Al día siguiente nos informan que, efectivamente, han visto el error que comentábamos y que nos avisarían cuando lo solucionasen. La verdad, temía que a ellos sí que les funcionase, pero no fue así.

Un par de días más tarde nos avisan que la incidencia está ya resuelta, que hagamos las pruebas oportunas para comprobarlo. En efecto, ahora todo volvía a funcionar correctamente.

En todo momento pensé que el problema iba a quedar sin solucionar, era bastante escéptico y creía que jamás se preocuparían por ver qué estaba pasando, sin embargo ocurrió todo lo contrario. Muchos centros de soporte y de sistemas deberían tomar nota y aprender de este caso. Hay ocasiones en que aunque parezca que tus sistemas están bien porque a todo el mundo le funcionan, puede haber algún caso aislado que presente una incidicencia que sea problema tuyo y no de él. El clásico «si a todo el muno le funciona es que funciona y si a uno no le va, será problema de él«, puede no ser siempre correcto, pero hay que molestarse en comprobarlo. Sé de buena tinta que en la inmensa mayoría de sitios habrían pasado de nosotros y mucho menos aún se habrían tomado las molestias de replicar nuestro escenario para comprobar lo que les contábamos.

Desde aquí dar las gracias a Silvia, la persona que se responsabilizó de nuestra incidencia y que puso todo su empeño en encontrar la solución, y agradecer a todo el Centro de Xestión de Rede de la Xunta de Galicia su colaboración y ayuda. No me han dicho el origen del problema, entiendo que puede ser información confidencial en cuanto a tipología de redes, firewalls, DMZ’s… pero el trabajo ha sido excelente.

Diario de abordo – y 3, dos marinos a la mar, navegando por la Ría de Arousa

Antes del final de la aventura teníamos una cita pendiente en Portonovo con unos amigos llegados de Madrid para pasar unos días. Wilhelm y sus colegas no se pierden ni un año unos días por esta zona de las Rías Baixas, y es que van ya 9 seguidos.

Tras unos vinos en algún bar por las estrechas calles de Portonovo nos llevaron a cenar a un sitio de confienza al que suelen ir. Muy bien la cena y mejor la conversación, buena gente sin duda. Ya, estaréis pensando ¿y la cena? Chipirones, pimientos de padrón, empanada, arroz con cochos, sargo de la ría y tartas variadas.

Cenando en Portono

Sargos en Mesón Portonovo

A continuación y despues de una sobremesa muy entretenida, a tomar unos gintonics (sí, de esos de 4 euros) por los pubs de Portonovo. Sin duda una gran decepción, lo que fué y lo que es este encantador pueblo marinero. Es verdad que hacia bastantes años que no iba por allí, creo que desde la boda de Jaime en 2002, pero es que apenas hay gente. ¿Quién no recuerda sus empinadas y estrechas calles llenas de gente a las 2 de la madrugada? ¡Cuantas copas en la terraza de La Carpintería o en La Obra y no digamos ya los bailes en La Noche!. Todos siguen allí, pero falta la gente. Ni madrileños ni portugueses, la mayoría autóctonos, aunque se cuele alguna pontevedresa estudiante en Madrid 😉 .

Al final nos movimos a Sanxenxo ya que nuestros amigos ya sabían que habría mucho más movimiento. Atención madrileños, Sanxenxo NO es Sanjenjo ni Sanchencho. Repetid conmigo: She is beautiful. Si sabes decir ese «she», ¿por qué te cuesta tanto decir XE? ¿A que Madrid no es Madriz ni Madrí?

En Sanxenxo, la nueva zona de copas del puerto deportivo mató también al resto del pueblo, ahora toda la noche está allí reunida hasta que te apetezca ir a Zoo. Obviamente, mucho pijerío, local y de fuera. Nos fuimos temprano dejando a nuestros amigos bien acompañados 😉 puesto que al día siguiente teníamos un buen plan.

Navegando por la Ría de Arousa

Paseando por Cambados nos habíamos encontrado un folleto publicitario: Pilota una embarcación sin titulación, con unas atractivas fotos de las embarcaciones. Por preguntar no perdemos nada, pensamos, así que llamamos para saber si era así y lo que costaba. Nos costó creer que alquilasen esas embarcaciones a cualquiera, sin haber navegado en la vida. No nos pudidos resistir. Aunque el plan inicial era Ons, tuvimos que cambiarlo.

La gente de Illas Atlánticas nos lo explicó todo bien, las barcas tienen el tamaño máximo (4m. de eslora y 2m de manga)  para que no necesites el título de Patrón de Embarcaciones de Recreo (PER). Igualmente el motor es lo máximo autorizado sin título. La combinación de ambas ideas es la embarcación semirígida que alquilamos. No es una zodiac, tiene un casco rígido en V para cortar las olas y los flotadores a los lados para darle estabilidad. Según nos contaban están fabricadas expresamente para ellos, le dijeron al fabricante lo que querían y como lo querían y se las fabricaron a medida. Al parecer han tenido tanto éxito que la propia Guardia Civil ha encargado varias unidades (con más motor, po supuesto 😛 ). El equipamiento, impresionante: GPS con mapas marinos, walkie, ancla, achicador manual 😛 , hinchador manual, reparador de pinchazos 😛 y hasta un tupperware :).

Así que, dicho y hecho, el sábado a las 12 de la mañana íbamos hacia Vilanova de Arousa, donde nos esperaba la embarcación.

Vilanova de ArousaVilanova de Arousa

Tras un curso rápido donde nos enseñaron el funcionamiento del GPS, como anclar la embarcación, acelerar, encender, recoger el motor para llegar a una cala… fuimos a comer. A puntito estuvimos de acercarnos a A Illa de Arousa pues celebraban en ese momento la Festa da Navalla (fiesta de la navaja), pero como íbamos apretados de tiempo nos decidimos por un nuevo restaurante en el paseo de Vilanova. En esta ocasión me apetecían unas zamburiñas además de los ya habituales pimientos de Padrón y chipirones.

Chipirones, zamburiñas y pimientos de Padrón en Vilanova de Arousa

Zamburiñas

Y terminamos con una inmensa ración de churrasco con criollo.

Churrasco y criollos en Vilanova de Arousa

Tras rellenar el estómago partimos hacia el muelle dispuesto a emular a los barcos de la Copa del América con sus trasluchadas y sus empopadas, aunque no tuviésemos vela 😛 .

 Navegando por la Ría de Arousa

 Navegando por la Ría de Arousa

En el vídeo se aprecia la experiencia en su total magnitud, aunque en realidad mejore muchísimo más.

Repetid conmigo, esto son bateas, donde se crían esos mejillones que os coméis habitualmente. ¡Cuidado, no son públicas, no puedes robar mejillones! 😉 .

 Bateas en la Ría de ArousaBateas en la Ría de Arousa

Las vistas de la Ría desde la propia ría son impresionantes.

 Paisajes en la Ría de ArousaPaisajes en la Ría de ArousaPaisajes en la Ría de Arousa

¿Quién decía que no había medusas en aguas tan frías?

 Medusas en la Ría de Arousa

Y como dice Marcos, siempre hay quien la tiene más grande que tu. ¡Esa sí que debe correr carallo!

Más grande que la tuya

Navegando por la Ría de ArousaNavegando por la Ría de Arousa

Simplemente genial, creo que repetiremos en muchas otras ocasiones que nos encontremos por Galicia. Igualmente se lo recomendamos a todo el mundo.

Navegando por la Ría de Arousa

 

Final de la primera parte, merienda galega en Valencia

Como lo prometido es deuda, el domingo antes de emprender viaje hice acopio de viandas varias para agasajar a mis colegas y compañeros valencianos, así que organizamos una merienda/cena con lo que había traído.

 Merienda Galega en Valencia

Menudo anfitrión estoy hecho. Empanada de maíz de zamburiñas, empanada de bacalao con pasas, empanada de bonito, pimientos de padrón, tortilla, tetilla con membrillo y aperitivos varios, todo ello regado con un albariño Martín Codax. Para los postres, aguardientes de la tierra, licor café, aguardiente tostada, aguardiente de hierbas y un poquito de licor de orujo que se plimpló Xusa sin pestañear.

Empanada de maíz de zamburiñasEmpanada de bacalaoEmpanada de bonitoPimientos de Padrón

Lo mejor, sin duda, mi tortilla hecha con huevos de casa traídos a propósito gracias a mi madre 🙂 .

 Tortilla

Aquí alguno de los asistentes al evento. No fueron capaces de terminarse la comida, estos valencianos…

 Merienda Galega en Valencia

Al final apareció Javi, un colega de Pontevedra de toda la vida que acababa de llegar a Valencia pues se viene por trabajo por más de un año, habrá muchas más reuniones. ¡Tenemos una paella pendiente meu!

Javi en Valencia

De momento no hay más, pero esto no es todo… el jueves me voy unos días al sur. Os mantendré puntualmente informados 🙂 .

Diario de abordo – Segunda parte

Continuamos con la historia de las vacaciones. Lo habíamos dejado en Combarro, tomando el pulpo de aperitivo.

Estampas de Pontevedra

Esa tarde no tenía mucho que hacer y encima el tiempo no acompañaba a mucho más. Pensé en ir a dar una vuelta a Cabo Home o a Cambados, pero al final me decidí por dar una vuelta por Pontevedra con mi hermana, mi cuñado Ramón y mi sobrinita. Nunca falla, Pontevedra está impresionante, nunca me cansaré de repetirlo, después de visitar Santiago debes venir a Pontevedra. Decía Alvaro Cunqueiro:

Un vivir artesán e mariñeiro,
unha nobre fidalguía dentro das súas murallas,
Pontevedra sempre será loada,
pola súa beleza e a súa cultura.

Un vivir artesano y marinero, una noble hidalguía dentro de sus murallas, Pontevedra siempre será alabada por su belleza y su cultura.

Hoy veremos algunos rincones menos típicos.

 PontevedraSoportales da Ferreria, Pontevedra
Praza da Verdura, PontevedraPraza de Mendez Nuñes, Pontevedra
Zona vieja, Pontevedra
Igrexa da Peregrina, PontevedraSan Bartolomé, Pontevedra

Vista del Río Lérez a punto de transformarse en ría, con el Puente del Burgo en primer plano.

Ponte do Burgo, Pontevedra

 

Cambados, cuna del Albariño

Esta mañana tampoco hacía buen tiempo, así que tras levantarme y pensar a dónde ir, me decidí por Cambados. Estaba ya en el garaje cuando me llamó Marcos, así que lo recogí y allí nos fuimos los dos.

CambadosCambados

Dorna en CambadosRía de Arousa

Ría de Arousa

Catalogada como conjunto histórico-artístico y enclavada ya en la ría de Arousa, bien merece la pena hacer un recorrido completo desde el barrio marinero de Santo Tomé hasta el señorial de Fefiñáns. Por el camino disfrutarás de infinidad de pazos y más pazos. Que no, que no todo es contrabando en la Ría de Arousa ni en Cambados 😛 . Interesante también las ruinas de la Torre de Sadurniño, levantada en el s.X por orden del Obispo Gelmirez de Santiago para defender la ciudad de los ataques vikingos, creando una línea de defensa junto a las torres de A Lanzada y la de Catoira.

 

Puente a la Torre de San Sadorniño, CambadosTorre de San SadorniñoTorre de San Sadorniño

Cambados es hoy en día mundialmente conocida por el Albariño, cuya fiesta celebra el primer fin de semana de agosto. Por cierto, llevo tres meses buscando un concierto de Deluxe cerca de casa y van y tocan la semana que viene en Cambados (cuando yo ya estaré de vuelta en Valencia).

CambadosCambadosCambadosPazo de Fefiñans, CambadosArco de Fefiñans, CambadosPlaza de Fefiñans, CambadosCasa de Ramon Cabanillas, Cambados

Ruínas de la Iglesias de Santa Mariña, declaradas Monumento Nacional en 1943.

Ruínas de Santa Mariña, CambadosRuínas de Santa Mariña, CambadosRuínas de Santa Mariña, CambadosRuínas de Santa Mariña, CambadosRuínas de Santa Mariña, Cambados

Y como no, el habitual aperitivo, hoy… chipirones.

img_2729.JPGAperitivo en CambadosAperitivo en Cambados

Santiago en el día del Apostol

Esta tarde improvisamos un interesante plan. A pesar de tocar Johnny Winter en la Praza da Ferrería en Pontevedra, hice de tripas corazón puesto que me apetecía el otro plan: Santiago de Compostela la noche del día del Apóstol. Muchos años había estado ahí esa misma noche con mis colegas de siempre (un saludo de paso a todos ellos, Juanpe, Ramiro, Dasi, Tito, Javi, Paysa, Lojo), de fiesta, bebiendo y bailando hasta el amanecer, sin embargo nunca había visto la quema de la fachada de la Catedral, el acto por excelencia de este día en Santiago. A pesar de la lluvia decidimos tomar posiciones a eso de las 22:00, bocata de calamares en mano. Os aseguro que los otros años que había estado esa noche era imposible caminar por las calles de la zona vieja de Santiago, pero este se movía uno a gusto.

 Chove en SantiagoChove en Santiago

Y comenzó el espectáculo de luz y sonido. Sobran las palabras.

 Catedral de SantiagoCatedral de Santiago

Creedme que vale la pena, en el vídeo no se aprecia con la magnitud real.

Después, unas tapas (tabla de quesos, pimientos de Padrón y chorizos), una vuelta por la Alameda y a hacer un poco el tonto (por no variar).

Tapas en SantiagoAlameda de Santiago

Esta se la dedico a Xusa con cariño 😉 .

Dedicatoria a Xusy

Para terminar, unas copas en A Casa das Crechas, todo un clásico de Santiago.

Casa das Crechas, Santiago Casa das Crechas, Santiago

Y un paseo nocturno. Si hace unos meses os mostraba Santiago de día, no debéis perdéroslo de noche.

 Santiago de nocheSantiago de nocheSantiago de nocheSantiago de nocheSantiago de nocheSantiago de noche

Santiaguiño do Burgo

Cuenta la leyenda que en su camino evangelizando Galicia, el Apóstol Santiago paró exhausto en una casa de la Rúa da Santiña de Pontevedra. Los dueños de aquella casa le dieron cama y comida y, en agradecimiento, el Apóstol bendijo las fincas de aquélla familia. Desde aquel día el maíz y el vino de esas fincas maduran más de un mes antes que el del resto de las fincas. Realidad o ficción popular (sabéis que religión y yo somos malos amigos), lo cierto es que, en efecto, ese maíz y esas uvas están maduras el 24 de julio en que se recogen en procesión para acompañar la imagen del Apóstol. Este es mi barrio, O Burgo, ahí nací y me crié. Como dice la abuela de Marcos,

Da Santiña para abaixo xa non é Lérez, é O Burgo.

De la Santiña hacia abajo ya no es Lérez, es O Burgo.

Desde entonces mi barrio celebra las fiestas de Santiaguiño do Burgo. Este año, después de 9 años sin estar aquí estos días, he podido disfrutarlas un poco con mi familia. Además la ahora parroquia de Santiaguiño es parada obligatoria del Camino Portugués a Santiago y para colmo pasa justo debajo de mi ventana. Aún recuerdo cagarme en todo cuando un domingo a las 10 de la mañana me despertaban los peregrinos a caballo o cantando a voz en grito… que algunos tenemos resaca oiga!.

 NereaNereaNerea

Fin de la segunda parte. Atentos al tercer y último capítulo, promete ser apoteósico.

 

Diario de abordo – Primera parte

Por fin han comenzado las vacaciones y no podían haberlo hecho mejor… o peor.

El viernes a la una del mediodía me despedí de mis compañeros de la oficina para comenzar el viaje. Después de los últimos recados, a las dos y media estaba en la carretera. Un plan perfecto para llegar y cenar sobre las 11 de la noche con algunos colegas con los que había quedado. Un plan perfecto si no fuera porque a eso de las 5 y media pinché una rueda en el acceso a la M50 desde la A3. Os podéis imaginar la aventura de cambiar una rueda a 37º. Por cierto, para incultos como yo, las tuercas de las ruedas tienen un solo sentido, no se ponen de cualquier forma, la parte cóncava, contra todo pronóstico, NO va hacia afuera, va hacia adentro para que hagan mejor presión entre la rueda y el disco. Mala suerte que no me diese cuenta antes. Ya decía yo que era imposible apretar con la llave 😛 . Otra cosa, revisad periódicamente el equilibrado de la rueda de repuesto o os encontraréis como yo, temblores durante 600km. Eso sí, pasando de 130 disminuía el ruído 😉 .

Al final a eso de las 00:30 estaba ya con los amigos (Mora, Ramiro, Antonio y Javi). Un café, unas copas, y a contarnos la vida (y los horóscopos 😛 ). Por cierto, valencianos, gintonic de Bombay Saphire a 4,10 euros en terraza 😉 . Buen comiendo de vacaciones, sin duda. Las fotos no son muy buenas, pero me olvidé la cámara, así que hubo que tirar de móvil.

19072008235.jpgCon Ramiro

De boda en Nigrán (Vigo)

Al día siguiente tocaba boda. Con un poco de retraso llegamos a la iglesia, sudamos al sol y nos fuimos hacia Nigrán (Vigo), a la playa, donde era el convite.

 Boda de MarcosBoda de Marcos

Vaya desde aquí nuestro homenaje a Marcos el día de su boda.

La comida, espectacular: langosta en 2 salsas (repeticiones infinitas, nosotros 4!!), cigalas, centolla, buey, langostinos, gambas a la plancha, vieiras

Boda de MarcosBoda de MarcosBoda de Marcos

Por la noche, nosotros, los novios y algunas amigas más nos fuimos de copas por Vigo, hacía mucho que no iba. Ha cambiado bastante, sin duda el ambiente se ha vuelto mucho más pijo. Por cierto, valencianos, gintonic de Bombay Saphire 4 euros en un sitio decente, 7 euros en un pub tipo Las Ánimas 😉 .

Como soy un poco payaso, no pude negarme a… hacer el payaso. Podéis encontrarme aquí, sección de vídeos, yo os lo pongo para que no tengáis que buscarme. Lo que no se ve en el vídeo es el montaje que llevaban, la limousine, el tío con un monitor en la cabeza, las dos guapas azafatas… Y nosotros pensando que por hacer el payaso ya nos regalaban entradas…

Más tarde, a mover el esqueleto a algún pub de la zona.

20072008242.jpg

Acabamos sobre las cuatro y media de camino a Pontevedra y con control de alcoholemia incluido. En cuanto sus acompañantes traseros decidan ponerse el cinturón de seguridad puede continuar 🙂 .

Día en familia

El domingo tocaba algo más relajado, comida familiar, sobrinas y playa con ellas. Impresionante el abrazo de mi niña bonita Nerea 🙂 . Aún se me cae la baba. Y no digamos ver a la pequeña Aroa andando. Mirad que fotos con el tío.

Con mi sobrina AroaAroa
NereaCon mi sobrina Nerea

Comida en la playa

El lunes, sin perder tiempo, a arreglar la rueda. Mal empezamos. El neumático estaba destrozado, así que tocó cambiar las dos ruedas traseras, como me sobra el dinero… 🙂 . Así que, para relajarme un poco, directo a la playa, comida en el chiringuito, churrasco, calamares, pimientos de padrón… y para finalizar, chupito de licor café 😉 . Y toda la tarde en la playa.

CalamaresPimientos de Padrón
Churrasco y criollos
Con el churrasco

De noche unas copas por Pontevedra. Recordad Valencianos, gintonics de Bombay Saphire a 4 euros.

22072008244.jpg

Dos playas en un día

El martes hubo playa por partida doble. Como se hacían las 12 del mediodía y nadie me llamaba, decidí ir a darme un baño mañanero a Aguete, mi playa habitual, en Marín, en el lado sur de la ría de Pontevedra, y de paso tomarme un aperitivo de empanada y tortilla 🙂 .

 Playa de Aguete, MArinPlaya de Aguete, Marin
Playa de Aguete, MarinPlaya de Aguete, Marin

Sin embargo, justo cuando iba a subirme al bar para el aperitivo, me suena el móvil, que te vengas a comer, que te esperamos. ¿Y quien soy yo para decir que no a tamaña proposición? Así que, coche, y a A Pregueira, en el lado norte de la ría. Pulpo, sardinas, pimientos de padrón… y chupito de licor café.

 22072008245.jpgSardiñadaPulpo

Ya por la tarde cuando Marcos y Nines se habían ido, me quedé un ratito yo sólo en el chiringuito tomándome algo y viendo el atardecer. Mejor os dejo unas fotos para que lo disfrutéis vosotros mismos. Atardecer en A Pregueira con A Illa de Ons en primer término. Sin duda nada que envidiar a Ibiza y su Café del Mar (guiño personal a alguien en concreto).

 Playa A PregueiraPlaya A Pregueira
Playa A PregueiraPlaya A Pregueira

A ver sin convenzo a Marcos para que vayamos un día de estos a Ons a recordar mis años mozos.

Aperitivo en Combarro

Hoy amaneció nublado así que se nos fastidió la playa, pero no todo está perdido. Ya que mi sobrina no quiso quedarse conmigo pensé en pasar la mañana en Combarro y tomarme un aperitivo. Justo cuando me iba me llamó Marcos así que lo recogí y allí nos fuimos.

Nunca me cansaré de hablar de Combarro, además, contra todo pronóstico, había poca gente y se podía andar y pasear sin aglomeraciones.  La marea estaba bajísima con lo que se pueden contemplar unas postales preciosas. Fijáos en las mariscadoras y el camión que recoge algas.

CombarroCombarro
Combarro
Combarro

 

Esta chalana es digna de Piratas del Caribe.


Combarro

Más imágenes de Combarro. Comentábamos que es un pueblo impresionante pero que al haber crecido allí no lo valoramos como se debiera, si llega a estar en cualquier otro sitio y vas a visitarlo alucinarías con él. Por cierto, cada vez me gustan menos las escaleras de madera de acceso, parece que estén en obras.

CombarroCombarro
Combarro
Combarro

Al final, el aperitivo. Mejor que lo veáis 🙂 .

CombarroCombarro

 

Seguiremos informando…

De relax en vacaciones: Fallas y Semana Santa

Aunque no lo parezca, los profesionales del sector TI también descansamos, apagamos los portátiles y BlackBerry’s (o casi) y utilizamos el móvil sólo para quedar con los amigos. Es lo que he estado haciendo los últimos días.

Valencia en Fallas

Comenzamos disfrutando de las Fallas el fin de semana. Aquí tenéis el álbum completo de fotos de Fallas. Valencia en Fallas huele a churros y buñuelos y sabe a pasacalles, petardos y caminatas a pié. Si no soportas los petardos ni se te ocurra. Para un gallego como yo lo más impresionante son, sin duda, las mascletàs, no puedes perderte al menos una en la Plaza del Ayuntamiento y otra en alguna falla de barrio, se viven y se sienten mucho más cercanas.

Falla Na JordanaFalla Rocío JuradoIluminación Falla Sueca-Lit. AzorínFalla Convento JerusalemFallas de ValenciaNinot Unicornio, Fallas de Valencia

Fallas es un buen momento también para hacer turismo ya que de paso que caminas para ver fallas te vas cruzando con lo más importante de Valencia. No podéis dejar de pasear por el Barrio del Carmen estos días, os enamorará. Aquí os dejo las estampas más típicas de Valencia.

Lonja de la Seda, ValenciaTorres de Quart, ValenciaIVAM, Instituto Valenciano de Arte ModernoSantos Juanes y fachada posterior del Mercado Central, ValenciaLonja de la Seda, ValenciaMercado Central, ValenciaEstación del Norte, ValenciaEdificio de Correos, Valencia

Después de patearnos Valencia el domingo y lunes, el martes por la tarde decidimos (mi pareja y yo) olvidarnos de la Nit del Foc y de la Cremà y nos vinimos a Pontevedra a pasar las vacaciones con mi familia y amigos, de miércoles a lunes, puesto que estos días también son fiesta en Valencia este año, total seis días, cinco si no contamos el lunes puesto que es el viaje de vuelta.

Cambio de aires

Este año ha habido suerte puesto que casi todos los colegas andaban por aquí y hemos podido comer y beber ampliamente. Antes, por supuesto, hemos pasado horas y horas con mis sobrinitas, Nerea de casi cinco añitos y Aroa de nueve meses recién cumplidos.

No habíamos previsto un cambio de tiempo tan brutal, pasamos de estar a 24º en Valencia y en manga corta desde primeras horas de la mañana a 8º cuando paramos a tomarnos el bocata (cuando viajamos juntos nos gusta parar en un área de descanso y comer tranquilamente al aire libre si el tiempo lo permite, sino nos vamos a alguna cafetería). Esta vez parecía que el tiempo lo permitía pero menudo susto.

Comiendo bajo el frío castellano

Santiago de Compostela

Al llegar a casa de mis padres, más de lo mismo, un frío que pela. Pero a aguantar toca que son vacaciones. El miércoles, aprovechando que la mayoría del país no había comenzado aún las vacaciones y habría poco turista, nos dimos una vuelta por Santiago. Hicimos una ruta típica, entrando por la Porta do Camiño, subiendo hasta la Praza da Quintana, Praterías y Praza do Obradoiro con la catedral. Para la vuelta, bajamos por la Rúa do Franco, recordando tiempos pasados de juergas nocturnas, y regresamos por Rúa do Vilar y Praza do Toural. Santiago siempre impresiona, aunque se te quede la cara morada del frío :).

Praza da Quintana, Santiago de CompostelaPraza de Praterías, Santiago de CompostelaCatedral de Santiago de CompostelaPaxo de Raxoi, Santiago de CompostelaRúa do Franco, Santiago de CompostelaPraza do Toural, Santiago de Compostela

Combarro

El viernes nos acercamos a Combarro a dar una vuelta y a hacernos unas fotos, pero ya se hacía un poco desagradable debido a la avalancha de gente que había. Por cierto, no me han gustado nada las escaleras de madera que han puesto para evitar tener que subir por las piedras de toda la vida, además de no quedar bien inspiran poca confianza. Las fotos no son excesivamente buenas, había demasiada gente. Combarro es mucho más bonito e impresionante de lo que se ve en estas tres fotos.

Vistas de la ría de Pontevedra desde CombarroHórreos de CombarroCruceiro en Combarro

Ya por la noche, churrascada como nos merecemos y a hacer un poco el tonto para bajar la comida. Dejo las fotos de las comidas a Marcos pues ya sabemos que es su especialidad :P.

Para finalizar la noche, algún café y alguna copa mientras manteníamos una animada charla entre buenos amigos.

Pontevedra

El sábado dimos una vuelta por la zona vieja de Pontevedra, paseando y haciéndonos unas fotos. A mi pareja le encanta callejear, qué le voy a hacer, en Valencia apenas lo hacemos y aquí no paramos.

Para quién no lo sepa, Pontevedra es la gran desconocida de Galicia. Tiene el casco antiguo más importante de Galicia después de Santiago.

Entrada a la Praza da Pedreira, PontevedraCallejeando por PontevedraPraza de Méndez Nuñez, con mi colega Valle Inclán, PontevedraPraza de Curros Enríquez, PontevedraEdificio y Convento de San Francisco, PontevedraInmediaciones de la Praza da Ferrería y soportalesCallejeando por Pontevedra, inmediaciones de la Iglesia de San BartoloméPraza da Leña y Museo ProvincialPraza da LeñaCallejeando por Pontevedra, Rúa Figueroa

El casco histórico de Pontevedra está dominado por la piedra, los escudos heráldicos y los soportales, casi todas las plazas los tienen y le dan un encanto especial (además de resguardarte los días de lluvia). Puedes tomarte unas cañas en alguno de los bares de la Praza da Verdura o unas tapas en la Praza da Leña, con su hermoso cruceiro del s.XV. Desde la Praza do Teucro, en homenaje al arquero griego Teucro, fundador de la ciudad según cuenta la leyenda, llegas a la Praza das 5 rúas, centro neurálgico de la marcha nocturna de la ciudad y donde se encuentra la casa donde vivió Valle Inclán.

Las vacaciones ya han terminado, mañana toca viaje de vuelta, y lo peor es que este año, al caer Semana Santa tan pronto, tendrán que pasar más de cuatro meses hasta volver a tener vacaciones.

Editado:
Marcos publica nuestras cenitas aquí, aquí y aquí.